lunes, 24 de noviembre de 2008


"Yo no quiero un amor civilizado..."
Joaquín Sabina

viernes, 21 de noviembre de 2008

Ando ganas...

Sin muchas ganas de nada, pero con ganas de escribir, reaparezco sólo para mantener el blog.
No es que no haya cosas sobre las que publicar, es que está todo tan revuelto que apenas si se deja ver pasar.
Y lo peor es que tengo ganas de escribir, pero no me salen las palabras... Es decir, me salen palabras, pero sin mucha razón de ser... una buena excusa para quedarme callada...
Pero no siempre se puede una quedar callada sólo por no tener algo que decir.
Pienso. Pienso en todo. Pienso en una realidad cotidiana que me lleva por la vida al compás del calendario. Pienso, pero no tengo ganas de hablar de eso.
Pienso en un sinnúmero de interesantes personas con las que esa misma vida me hace tropezar, día a día. Pero mis palabras no harían justo juicio de ellas. Por eso, prefiero no hablar.
Pienso en todas las experiencias vividas en estos últimos tiempos y las selecciono, cuidadosamente, para no olvidar ni recordar ninguna de más. Guardar las que valen la pena y desechar las que pasaron sin penas y sin gloria. No porque no haya aprendido de ellas, sino para tener más espacio para guardar las maravillas que aún quedan por venir...
Por eso, no escribo. Pero hoy, sí. Porque tengo ganas. Así nomás. Sin más.